Google Translate Widget by Infofru

Author Site Reviewresults

logo

Presidentes elegidos desde 1978: Jaime Roldós, León Febres Codero, Rodrigo Borja, Sixto Durán, Abdalá Bucaram, Jamil Mahuad, Lucio Gutiérrez, Rafael Correa y Lenín Moreno. ¿Quién será el próximo?

 

Diez y seis binomios presidenciales disputarán el 7 de febrero por ser gobierno en los próximos cuatro años. Desde el retorno constitucional en 1979 tras diez años de dictaduras y ausencias electorales, no hubo tal proliferación de candidatos

No es exacerbación democrática ni patriotismo, sino respuesta a la crisis política derivada de descontroles legales auspiciadores de dispersión de tendencias en vez de concentración en menos partidos y movimientos. Además, como el fisco financia las campañas nada pierden quienes van de candidatos para alardear de haber sido aspirantes presidenciales.

Súmese el que en estos tiempos de corrupción se suspenden las acciones judiciales a los candidatos y se verá el propósito de burlar la justicia, o ayudar a evadirla, mediante testaferrismo de prófugos o sancionados. Quizá hasta la falta de empleo tentaría a buscar una ocupación, aunque fuese de Presidente, o en otros cargos de elección venidos a menos.

El 16 de julio de 1978 el Ecuador tuvo elecciones presidenciales por primera vez desde junio de 1968, antes del último velasquismo, que terminó en dictadura. Fueron seis candidatos a primera vuelta: Jaime Roldós, Sixto Durán, Rodrigo Borja, Raúl Clemente Huerta, René Maugé y Abdón Calderón Muñoz. En la segunda vuelta, nueve meses después, el 29 de abril de 1979, entre Roldós y Durán, ganó el primero.

La población ecuatoriana ese año fue de 7 581 000 habitantes y en el padrón constaban 2 088 874. En primera vuelta Jaime Roldós tuvo 381 215 votos y Sixto Durán 328 461. En la segunda Roldós 1 025 148 y Durán 471 657. Por primera vez un candidato presidencial pasó el millón de votos. En 1968, las últimas elecciones anteriores, Velasco Ibarra ganó con 280 316 votos, seguido de Andrés F. Córdova con 264 266.

Luego de 1968 vendrían diez elecciones presidenciales y ahora otra. Falta espacio para citar a los 93 aspirantes, que suman 119 con los 16 actuales. En 1984 fueron nueve (en segunda ganó Febres Cordero a Borja); en 1988, diez (Borja ganó a Abdalá Bucaram); en 1996 diez (Bucaram ganó a Nebot); en 1998 seis (Mahuad ganó a Álvaro Noboa); en 2006 diez (Correa ganó a Noboa); luego Correa hizo elecciones intermedias y las ganó en primera vuelta a ocho candidatos en 2009 y a ocho en 2013.

Álvaro Noboa fue candidato desde 1998 cinco veces y ahora pelea por sexta vez. Rodrigo Borja en 1978, 1984, 1988, 1998 y 2002; Sixto en 1978, 1988 y 1992. Jaime Nebot en 1992 y 1996. Lucio Gutiérrez, presidente depuesto en 2005, candidato en 2009 y en 2021. Abdalá Bucaram en 1988, 1992 y 1996. León Roldós en 1992 y 2006. Guillermo Lasso en 2013, 2017 y 2021. Osvaldo Hurtado, Vice presidente que asumió la Presidencia al morir Roldós, candidato en 2002, la única vez para presidente.

Cada elección desde la primera vuelta en 1978 ha tenido sus peculiaridades. Aquel fue año de intensa actividad política, luego del largo silencio democrático. Asaad Bucaram, líder de Concentración de Fuerzas Populares (CFP), figura de popularidad nacional, fue impedido por la dictadura militar a ser candidato presidencial, poniendo en duda su nacionalidad ecuatoriana, por ser hijo de libaneses. Y surgió el nombre de Jaime Roldós, su sobrino político, que arrasó en dos vueltas electorales.

Roldós y Hurtado, durante la campaña electoral de 1978, mandatarios que iniciaron el período democrático que aún subsiste.

Entre las dos vueltas –julio de 1978, abril de 1979- pasaron nueve meses de un conteo demorado de votos y el deseo de la Junta Militar de no dejar el poder. La presión popular, de los medios de comunicación y de los renacientes partidos políticos, logró el retorno constitucional y el 10 de agosto de 1979 asumió el Presidente Roldós, quien moriría dos años después en un accidente aéreo en la provincia de Loja.

La democracia se ha mantenido más de 40 años, con altos y bajos, al menos en la continuidad de las elecciones presidenciales. En 1978 el padrón tenía 2 088 874 sufragantes; en 2017 fueron 12 816 816 y para las votaciones del mes próximo 13 099 150 ecuatorianos están capacitados para ir a las urnas. La población hoy del país se estima en 17.4 millones.

En 1992 Sixto Durán fue el primer candidato presidencial con más de dos millones de sufragios (2 150 212), seguido por Jaime Nebot con 1 910 600, en segunda vuelta. En 2006, Rafael Corre fue el primero en pasar de tres millones de votos ( 3 517 635), seguido por Álvaro Noboa con 2 689 418, en segunda vuelta. En 2013, también Correa fue el primero en pasar de cuatro millones de votos al ganar en una sola vuelta (4 918 482), seguido de Guillermo Lasso, con 1 951 102.
Para apreciar el recorrido de la democracia electoral desde las primeras elecciones presidenciales del siglo XX, en 1901, vale apuntar que ese año Leonidas Plaza Gutiérrez llegó a la presidencia con 73.916 votos, seguido por Manuel A. Franco, con apenas 182. En 1948 Galo Plaza, primer candidato en pasar de cien mil votos, ganó la presidencia con 119 454, seguido por Manuel Elisio Flor con 113 404 votos.

Con diferencias del tiempo, políticas y personales, en 2021 ocurre con Álvaro Noboa algo similar a lo de 1978 con Asad Bucaram: intereses políticos presionan a la función electoral para impedir su candidatura aduciendo formalidades que se las permitió enmendar a otros aspirantes presidenciales.

Álvaro Noboa pasó a segunda vuelta en las presidenciales de 1988, que perdió con Jamil Mahuad; en 2002, con Lucio Gutiérrez; en 2006, con Rafael Correa; en 2009 , cuando Correa ganó en una sola vuelta, Noboa quedó en tercer lugar (Lucio segundo) y en 2017, cuando ganó estrechamente Lenín Moreno, tercero, luego de Guillermo Lasso.

Lasso, tras la segunda vuelta electoral de marzo de 2017, proclamó su triunfo tras difundirse la versión de la encuestadora CEDATOS que le dio primer puesto. Luego hubo un prolongado silencio informativo del Consejo Electoral, por problemas técnicos del sistema informático, hasta anunciarse oficialmente a las 21:00 que Lenín Moreno había ganado la Presidencia, que va a concluirla.

Uno de los últimos actos oficiales del Presidente saliente Rafael Correa en mayo de 2017 fue imponerle la máxima condecoración del gobierno al Presidente del Consejo Nacional Electoral, Juan Pablo Pozo, en reconocimiento a su desempeño en el proceso electoral que confirmó la permanencia de cuatro años más de su movimiento político en la conducción del país.

Moreno, candidato del movimiento Alianza PAIS que gobernó una década con Rafael Correa, marcó distancias con su antecesor. Al posesionarse, el 24 de mayo, anunció la lucha contra la corrupción como uno de los principales ejes de su gestión. Hasta entonces estaba encubierta la red internacional de sobornos de la firma Odebrecht, pero se destapó y Jorge Glas, Vicepresidente de Lenín Moreno, fue la figura más visible de las acusaciones, que provocó la ruptura del binomio del gobierno y la prisión del Vice presidente desde octubre de 2017 y la pérdida del cargo.

Velasco Ibarra en una de sus campañas, aclamado por una multitud, a la que cautiva con su discurso desde un balcón.

 




Derechos reservados 2019 © Revista Avance
Desarrollado por Webnet Soluciones
        
012272614